El Pulso Laboral

Lunes 25 mayo 2015

02:30 pm

Mercado Laboral

Sindicatos buscan negociar alzas salariales hasta de 20%

Por: Redacción/El Pulso Laboral

 

Los sindicatos a nivel nacional intentan negociar este año incrementos de salario desde un 8% y hasta 20%, justificados en el aumento del salario mínimo que entró en vigor a partir del 1 de enero de este año. Un 8% significaría tres puntos por arriba de la negociación de salarios contractuales lograda en 2018, de acuerdo con datos de Mercer, consultora en recursos humanos.

La posibilidad de un aumento mayor se abre porque los contratos colectivos no especifican si los incrementos deben estar vinculados a la inflación o al salario mínimo.

Con la huelga de las 45 maquiladoras en Matamoros, los sindicatos se percataron de que era factible legalmente negociar a partir del salario mínimo que incrementó a 176.72 pesos en la zona fronteriza y a 102.68 pesos en el resto del país, un 16.2% de aumento , dijo Rogelio Salcedo, líder de Carrera en Mercer México.

Es un escenario que puede replicarse en otras organizaciones sindicales en un 'efecto dominó’. “Veremos una ola (de sindicatos) con intención de negociar más”, apuntó.

Tras un análisis que hizo Mercer de 97 contratos asociados a 9,000 trabajadores, una de sus conclusiones fue que las organizaciones sindicales tienen la intención de negociar un aumento de 8%, como punto de partida, y hasta un 20% en los salarios contractuales y prestaciones.

“La mayoría de las compañías con las que platicamos están pensando blindarse con un 8%, pero tan solo eso está por encima de la inflación pronosticada”, advirtió Salcedo.

En 2018, las 5,291 negociaciones entre empresas y sindicatos de jurisdicción federal, dieron como resultado un aumento salarial promedio de 5.3% para 1.1 millones de trabajadores, según cifras de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social.

“El promedio desde hace años es de entre 5 y 5.5% porque se atendía a la inflación como elemento de negociación, pero ahora algunos sindicatos buscan negociar a partir del incremento al salario mínimo”, comenta Germán de la Garza, abogado laboral de la firma Mowat.

Las organizaciones sindicales solían utilizar como indicador para revisión salarial la inflación, “no se tocaba el salario mínimo”, señaló Germán de la Garza. Pero con los aumentos a éste, algunos sindicatos buscan en los contratos colectivos cláusulas indexadas a él.

Pero con los aumentos a éste, algunos sindicatos buscan en los contratos colectivos cláusulas indexadas a éste.

En 2018, los incrementos salariales más altos se registraron en la minería con un 6.8% y en los servicios de alojamiento temporal y de preparación de alimentos y bebidas, de acuerdo con datos de la Secretaría del Trabajo,

A decir de Germán de la Garza, es poco factible que las negociaciones superen el 8%, pues sería un esquema insostenible para muchas empresas. “Será un año caro en términos de negociaciones salariales”, dijo.

Impacto inflacionario

Entre los riesgos que observa el Banco de México para la inflación, según la minuta de la reunión de política monetaria de enero, está que los aumentos al salario mínimo propicien revisiones salariales que rebasen las ganancias en productividad y generen presiones de costos, con afectaciones en el empleo y los precios.

Según Gabriel Casillas, director general adjunto de Análisis Económico de Banorte, en el caso de los salarios contractuales, las industrias con mayor crecimiento son las que pueden negociar mayores incrementos, pues están más ligadas a la productividad, y es menos probable que estos se transfieran a la inflación.

Además, descarta que haya una afectación en ese indicador pues para los empresarios es difícil repercutir los incrementos de sus costos en los precios al consumidor porque la competencia que enfrentan es más agresiva, y antes de hacerlo recortan sus márgenes de ganancia.//Expansión

 

también te puede interesar