El Pulso Laboral

Lunes 25 mayo 2015

02:30 pm

Seguridad Social y Salud

62 millones de mexicanos sin ningún tipo de protección social: OIT

Por: Redacción/El Pulso Laboral

En México hay 62 millones de personas sin ningún tipo de protección social, es decir, que niños, adultos mayores, desempleados, personas vulnerables, madres de recién nacidos y personas con discapacidad que no cuentan con algún programa o prestaciones que les brinde seguridad social, revela un nuevo informe de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

El Informe Mundial sobre la Protección Social 2017-2019 de la organización muestra que en América Latina viven 624 millones de personas y de esas 38.6 por ciento no tienen acceso a la protección social, es decir, 241 millones de personas.

De los países de la región, México y Brasil son los dos países con más personas sin protección social.

En México, 50 por ciento de las personas no tiene ningún tipo de protección social, lo que equivale a 62 millones de personas, mientras que en Brasil, 40 por ciento de las personas no tienen ninguna prestación o acceso a programas de seguridad social, lo que abarca a 83 millones de personas.

"Esos dos países representan más de la mitad de los 241 millones de personas sin seguridad social en América Latina, en Brasil y en México será necesario hacer más esfuerzos en materia de protección social, esos dos países representan una parte importante de las brechas de cobertura en la región", Helmut Schwarzer, Especialista Principal en Protección Social y Desarrollo Económico de la Oficina de la OIT para México y Cuba.

En América Latina, 66.2 por ciento de los niños tienen una cobertura por programas de protección social, pero en México apenas 25 por ciento de los infantes está cubierto vía Prospera.

En el caso de la pensión para adultos mayores en edad de jubilación, 86.2 por ciento están cubiertos en la región pero en el caso de nuestro país la cobertura apenas alcanza a 25.2 por ciento.

Y en el caso del seguro de desempleo, prestaciones de maternidad a madres con recién nacidos y prestaciones para personas con discapacidad, México no figura en América Latina, pues hay ausencia de esos beneficios de protección social.

Políticas de consolidación fiscal socavan protección social

La falta de protección social es un problema que se relaciona con la calidad de vida de las personas y en el que los países deben avanzar mediante la creación de espacios fiscales; sin embargo, hay una tendencia hacia la consolidación fiscal que socava los sistemas de seguridad social, advirtieron expertos de la OIT en conferencia para presentar el informe.

"En muchos países se están dando ajustes de política de austeridad fiscal o consolidación fiscal que están socavando los sistemas de seguridad social y están perjudicando el financiamiento de los sistemas de seguridad social y por lo tanto empujando a más familias y personas hacia la condición de pobreza", sostuvo Fabián Durán, jefe de la Unidad de Finanzas Públicas, Actuaría y Estadística del Departamento de Protección Social de la OIT.

México se encuentra en un proceso de consolidación fiscal que ha implicado recortes presupuestales en los últimos dos años y no aumento de impuestos ni creación de nuevos gravámenes durante la segunda mitad del sexenio del presidente Enrique Peña Nieto, con el fin de lograr un superávit primario al cierre de 2017 y reducir el endeudamiento.

Schwarzer apuntó que no se cuestiona el balance macroeconómico que los países se ponen como objetivo ;sin embargo, "dentro de la ecuación deben estar los programas sociales como parte de una estrategia de desarrollo".

Durán sostuvo que los países deben crear más espacio fiscal ya sea vía impuestos o contribuciones a los seguros sociales para extender la protección social, "una parte de la estrategia es esto, darle la prioridad que merece a la inversión social en protección social".

Los expertos señalaron que además de existir brechas en los niveles de cobertura, existen otras brechas que se denominan de suficiencia de los beneficios, esto quiere decir que aún cuando muchas personas están actualmente cubiertas por los sistemas, los niveles de beneficio no alcanzan a solucionar totalmente su problema de pobreza.

"Pensamos que los sistemas de seguridad social deben desarrollarse en esta óptica de la universalidad. En vez de pensar en programas focalizados a ciertos grupos, los sistemas deben ser capaces de llegar a todos las personas sin dejar a nadie atrás", subrayaron. Fuente: El Financiero

también te puede interesar