El Pulso Laboral

Lunes 25 mayo 2015

02:30 pm

Seguridad Social y Salud

Urgen transparentar recursos en salud

Por: Claudia Cervantes

La opacidad es el problema más urgente, pues la aplicación estatal recursos de salud transferidos desde la federación a los estados no es transparente, afirmó Leobardo Cárdenas, investigador del Instituto de Investigaciones Económicas de la UNAM.

“Los diagnósticos coinciden. Es urgente transformar el sistema público de salud, con medidas de corto plazo para mejorar transparencia y eficiencia así como reformas de gran calado para integrar el sistema y hacerlo sostenible y eficaz”, dijo.

Por ello, hizo un llamado a mejorar los servicios públicos de salud para garantizar el acceso efectivo de la población.

Indicó que el crecimiento de padecimientos y las tendencias epidemiológicas exigen atención urgente, pues se multiplican las señales de alerta que afectan la efectividad, la equidad, la eficiencia y la transparencia del sistema de salud.

Recordó que el gasto de bolsillo que los ciudadanos hacen al momento de usar los servicios o comprar medicamentos es del 44 por ciento del total, lo que es el doble del gasto promedio de la OCDE (19 por ciento).

“La ciudadanía debe exigir que se coloque la reforma del sistema de salud como prioridad nacional y llamaron a abrir un gran debate nacional, serio y propositivo, que genere opciones de cambio al corto y al mediano plazo para hacer frente a los retos del sistema público de salud”, dijo. 

Hizo hincapié en que el incremento de recursos destinados al sector salud en los últimos años no se ha traducido en una mejora equivalente de los servicios, principalmente por los problemas de opacidad y de eficiencia.

Entre las señales de alerta se incluyen las observaciones de la Auditoría Superior de la Federación que muestra que el Seguro Popular carece de indicadores, metas e información para evaluar el cumplimiento de su mandato.

Señalaron que las autoridades de Salud están fallando, especialmente en los servicios a cargo de los gobiernos estatales, que son responsables del “Seguro Popular” que debe atender a más de 57 millones de personas.

“La falta de salud genera costos humanos y económicos y se constituye en uno de los mayores factores de pobreza y desigualdad. Hay evidencia de que hay que invertir mayores recursos públicos en la salud, sin embargo, primero hay que resolver los problemas de ineficiencia y opacidad en la aplicación de esos recursos”.

En este caso, destacó, “el orden de los factores sí altera el producto: Primero arreglar la ineficiencia y la opacidad y cerrar los espacios para la corrupción en el sistema de salud y luego invertir más recursos. Si no se arregla eso, es como tirar el dinero a la basura”, explicaron.

también te puede interesar