El Pulso Laboral

Lunes 25 mayo 2015

02:30 pm

Seguridad Social y Salud

Beneficios en salud mental del deporte

Por: Claudia Cervantes

El deporte nos une en torno a valores positivos y permite fortalecer la cultura del diálogo más allá de las fronteras: la historia del deporte demuestra su poder para derribar los prejuicios, adelantarse a los movimientos en pro de los derechos y la dignidad de las personas y amplificarlos, haciéndolos llegar a una audiencia mundial.

El deporte, un poderoso instrumento para alcanzar la inclusión social, la igualdad de género y el empoderamiento de los jóvenes, aporta beneficios que no se circunscriben ni mucho menos a los estadios.

Antonio Cano, profesor de la licenciatura de Educación Física, explicó que la práctica deportiva supone una mejora de la condición física proporcional a la cantidad y calidad del ejercicio que realizamos.

Sin embargo, directamente unido al estado físico de cada persona está su equilibrio mental, cuyos beneficios generados por la actividad deportiva “no se ven, no se tocan”.

La mayor visibilidad de los resultados físicos mediante una mejoría muscular, provoca que el deporte se relacione con las personas jóvenes. Sin embargo, los resultados psicológicos hacen del ejercicio una actividad necesaria en cualquier edad.

Aunque todavía se está estudiando la repercusión del ejercicio físico sobre la salud mental, el deporte actúa sobre el sistema nervioso central, estabilizando determinadas proteínas y evitando la aparición de enfermedades producidas por la ruptura“del equilibrio de estas sustancias”, afirma Miguel del Valle.

Dentro de las proteínas endógenas generadas por el ejercicio físico, Pablo del Río destaca las endorfinas como neurotransmisores “que son capaces de generar una sensación de relajación y felicidad”.

Por tanto, la mejora del equilibrio mental a partir de la actividad física no es una sensación subjetiva sino un proceso fisiológico objetivo.

Disfrutar de las ventajas físicas y psicológicas del deporte depende de cómo comienza su práctica. Pablo del Río recomienda antes de iniciar la actividad deportiva hacerse “un reconocimiento médico y una valoración funcional”, lo que permitirá realizar una prescripción del ejercicio, es decir, adecuar el deporte al peso, edad y características de cada persona.

No seguir estos consejos puede generar lesiones físicas que afectan a nuestro estado psicológico mediante el dolor y la reducción de movilidad, impidiendo disfrutar de beneficios psíquicos del deporte, tales como: Aumento de la autoestima; Aumenta la autoconfianza; Mejora la memoria; Mayor estabilidad emocional y mejor funcionamiento intelectual.

también te puede interesar