El Pulso Laboral

Lunes 25 mayo 2015

02:30 pm

Seguridad Social y Salud

El abuso infantil podría acortar la vida de algunas mujeres

Por: Claudia Cervantes

Sábado 20 de agosto 2016

Las mujeres que sufrieron abusos físicos o emocionales en la infancia con frecuencia fallecen a una edad más temprana que otras mujeres, según un estudio reciente.

Los investigadores hallaron que entre casi 6,300 estadounidenses de mediana edad, las mujeres supervivientes de abuso infantil tenían más probabilidades de fallecer a lo largo de los siguientes 20 años, frente a otras mujeres.

Y cuanto peor era el abuso, mayor parecía ser el impacto en la esperanza de vida de una mujer. Las que dijeron que habían sufrido varios abusos físicos tenían un 58 por ciento más de probabilidades de morir durante el periodo de estudio que las que no tenían antecedentes de abuso en la infancia.

Los expertos afirman que los hallazgos, publicados en línea el 17 de agosto en la revista JAMA Psychiatry, hacen hincapié en los efectos duraderos y extensivos del abuso infantil.

Las investigaciones previas ya habían mostrado que los supervivientes al abuso están riesgo de tener una salud física y mental peor en la adultez.

"Ahora sabemos que el abuso infantil también está asociado con la mortalidad en un momento posterior de la vida. Es triste", dijo Idan Shalev, profesor asistente en Universidad Estatal de Pensilvania, en University Park, Pensilvania. Shalev fue el coautor de un editorial publicado en el estudio.

Aunque el estudio encontró una asociación entre el abuso en la niñez y una esperanza de vida más corta para las mujeres, es importante anotar que no se diseñó para probar de forma definitiva que hubiera una relación causal.

Aun así, Shalev, que hace investigaciones sobre los efectos biológicos del estrés en los primeros años de vida, tenía al menos una teoría por la que el abuso podría sentar las bases de una muerte prematura.

La adversidad en la niñez temprana podría dejar una "huella" biológica que afecte al modo en que funcionan las células del cuerpo a lo largo de la vida, sugirió.

Edith Chen, investigadora principal del estudio, también apuntó a esa posibilidad.

"La idea es que el estrés que se produce durante los periodos sensibles (como en la niñez temprana) podría programar los sistemas biológicos de tal modo que ponga a [las personas] en riesgo de sufrir problemas de salud en un momento posterior de su vida", dijo Chen, profesora en la Universidad de Northwestern en Evanston, Illinois.

Este estudio no puede responder a las preguntas de "por qué", según Chen. Pero sí muestra que el abuso en la infancia está asociado con la mortalidad décadas después, dijo.

Los hallazgos se basan en casi 6,300 adultos estadounidenses. Los voluntarios del estudio tenían una edad promedio de 47 años cuando empezó el estudio en los años 90. A lo largo de los siguientes 20 años, fallecieron un poco menos de 1,100 participantes.

Con respecto a las mujeres, las que dijeron que "a veces" o "con frecuencia" sufrieron abusos emocionales cuando eran niñas tenían un 22 por ciento más de probabilidades de morir durante el periodo de estudio que las mujeres sin antecedentes de abuso infantil.

también te puede interesar