El Pulso Laboral

Lunes 25 mayo 2015

02:30 pm

Sindicatos

Se tiran la "bolita" UAM y Sindicato y la huelga sigue

Por: Redacción/El Pulso Laboral

La Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) está en la mejor disposición de realizar un análisis y, en su caso, el ajuste a los ingresos de sus directivos, informó el secretario general de esa casa de estudios, José Antonio de los Reyes, quien dijo que esa decisión será comunicada al Colegio Académico en una próxima sesión. Es decir, finalmente, podría haber una disminución en los salarios de funcionarios. 

De los Reyes aclaró que los recursos que se recauden con estas reducciones serían destinados a las funciones sustanciales encomendadas a la institución, a partir de lo que el Colegio Académico determine. 

Precisó que la ley es muy clara y si se atiende el tabulador de los funcionarios federales, ahí se señala cuál es el salario del Presidente de México, más las compensaciones correspondientes, por lo que sumando 108 mil, más 30 mil, dan 138 mil mensuales, un monto que constituye la referencia que en la UAM tenemos que cumplir en atención a la disposición constitucional que ya está expresada y que hemos mencionado en la mesa de negociación. 

Por su parte, el secretario general del Sindicato Independiente de Trabajadores de la UAM (Situam), Jorge Dorantes, señaló que en las cinco pláticas conciliatorias que han tenido desde el inicio de la huelga el pasado uno de febrero, el sindicato ha demostrado que la inversión económica destinada a la nómina es donde se encuentra el excesivo gasto económico que se realiza con el personal de confianza: salarios, altos estímulos, becas, prestaciones, tiempo extraordinario y, en algunos casos, gastos de representación, como lo tienen altos mandos. 

El dirigente insistió en que si se hace un ajuste en el rubro de remuneraciones, mediante la quita de compensación y estímulos de los altos funcionarios, de los mandos medios y además del personal de confianza, es perfectamente posible atender la demanda de retabulación del personal administrativo y académico de base y con ello favorecer el cumplimiento de las labores sustantivas de nuestra institución. 

En una visión encontrada, José Antonio de los Reyes dijo que una medida así no es suficiente para alcanzar un incremento salarial o un ajuste al tabulador, pues hay partidas –una de ellas la compensación que tiene que ver con mandos académicos– que de alguna forma están etiquetadas por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público./La Jornada 

también te puede interesar